Viviendo como en el campo… en Saint Germain des Près

Sí, el gran ventanal corredero que se ve a la izquierda de la imagen conduce a un patio interior, es decir, que aunque estás en una ciudad tan grande como París, puedes disfrutar de un pequeño vergel privado. Y si además añades una mesa de madera antigua y una pared de ladrillo, en esta cocina […]

Pequeñas historias de archivo

De Hermès y bicicletas [] About Hermès and bicycles

Si las bicicletas son para el verano, qué mejor que la no-canícula-norteña de agosto para hablaros de ellas. Gijón es una ciudad que se puede pasear en bici con bastante facilidad, pero con dos peques, viviendo a las afueras y con una inclinación casi nula hacia el deporte, dejo las dos ruedas para otros. Sin embargo reconozco que me fascina ver fotos de gente pedaleando tranquilamente por las calles, con tacones, con falda, de traje… ¡todo vale!. Eso sí que es ecologismo activo. Tomaré nota. · I love seeing photos of people riding their bicycles while dressed with heels, petites robes, skirts or even suits… Of course I think they are really ecology-minded people, but I must admit I’m too lazy to ride (besides, I’ve got 2 little kids and live in the outskirts). But it’s so lovely to see, don’t you think?. That’s why, when I stumbled across this gorgeous pink Hermes bicycle I thought, Hermes?? Um… Only that this Hermes bicycle factory was swedish (from Uppsala) at it seems it closed up before 1930… If you love this photo as much as I do, you have the chance of buying it here.

 Y valga esta introducción para presentar esta preciosa foto de una bici rosa de ¿Hermes?. Sí, de Hermes, habéis leído bien, pero hay vida más allá de esa firma de lujo y exclusividad. Parece ser que se trata de un fabricante sueco, de Uppsala, que cerró allá por 1930, así que esta bici ya tiene sus años ¡y sus capas de pintura!. Y esta foto tan bonita está a la venta aquí. Yo estoy pensando seriamente en hacerme con una copia…

Pero buscando, buscando, descubrí que Hermès, la carísima y selecta casa francesa Hermès, también tiene su propia bici. Menudos son ellos. Y han elegido a los holandeses Batavus para que aportaran las ruedas, el cuadro, el manillar y el mecanismo -la bici, vamos- y ellos se han puesto a tapizar y a decorar para que todo el mundo vea que Hermès está a la última…  ¡al precio de 3.500$!. La original «sin marcar» cuesta 790$. Pues yo, por la diferencia, prefiero comprarme algo que poder lucir tranquilamente, sin pensar si me estará esperando apoyada en la farola a mi vuelta o me encontraré sólo la rueda… Batavus, para más inri. · And then, I found the real exclusive and expensive Hermès bicycle, made by dutch company Batavus for the luxury firma. It’s sold about $3.500, though the original batavus one can be found for only $790. I think I’d rather buy the cheaper one plus an Hermès foulard or something…;)
Y si pensábais que lo habíais visto ya todo en bicis… aquí están unas vestidas de mar para un escaparate de… ¿adivináis quién?? [] Now, what do you think about this shop window with the «vélos aux coquillages»? Hermès, bien sûr….

Fotos [] Photos: 1. flickr ::.miss kcc.:: via copenhagenize, 2. via Purseblog 3. via The womens room

Bazar Vintage & Chic: piezas con historia y mobiliario nuevo personalizable

Han hablado de V&C