Una de baños que combinan mármol, madera y latón

Con la interiorista estadounidense Sarah Sherman Samuel me pasa algo que solo me sucede con un puñado de diseñadores: sé que cree lo que cree, haga lo que haga, me va a encantar. Creo que sería capaz de darle carta blanca absoluta para crear algo desde cero porque estoy convencida que superaría mis expectativas más […]

Pequeñas historias de archivo

Crónica de una escapada · A flying visit

¿Qué tal os fue el finde? Nosotros ayer hicimos una breve escapada que me supo a gloria -escapada literal, de las de salir de Gijón a las 8 y media de la mañana y regresar justo 12 horas más tarde para llegar a recoger a los ya-no-tan-peques en casa de la abuela-, con entrega incluida de varias piezas de la tienda a sus nuevos propietarios en San Sebastián, paseo por la Concha y comida a base de pintxos y raciones en un sitio de escándalo de bueno en el casco viejo -eso sí, para sidra, la asturiana  :D-. Ya sé que muchos pensaréis que estoy loca por empeñarme en hacer estos viajes relámpagos (clicclic) con los muebles y lámparas a cuestas  (mi marido me lo dice mucho), y habitualmente los muebles los llevan los transportistas, claro, pero estos miniviajes son una ocasión única para poneros cara a quienes confiáis en mí para encontraros esa pieza especial para vuestra casa o vuestro negocio y a mí me hace muy feliz poder completar mi tarea entregándoslas en persona… y ya de paso tomar el aire y conocer nuevos sitios, mientras viajo en buena compañía. Y aunque en San Sebastián ya había estado muuuchas veces, de mi época de guía en El Transcantábrico, la ciudad es tan bonita y hacía un día tan bueno, que tuve la sensación de vivirla por primera vez. Una gozada. Por cierto, los franceses son muy listos: a tomar el vermú a España. Invadido estaba el casco viejo. Incroyable.

 

Y luego está esa parte de encerrarte en un coche durante 8 horas a solas con tu marido. Sin niños, vaya. Eso sí que es un ejercicio de lo más recomendable. Sirve para charlar de lo humano y lo divino, cantar a grito pelao, abordar desde los temas más banales a los más vitales con calma, y también estar en silencio, simplemente estar mientras ves pasar distintos paisajes a tu alrededor. Sin prisas, sin teléfono, sin ganas de conectarte a internet. Una desconexión casi total. En fin, que me ha sabido a gloria, me ha servido de excusa para salir del taller y del estudio, me ha hecho replantearme varias cosas (hoy salgo de nuevo a correr después de no haber pisado el gimnasio en dos meses) y retomar fuerzas para afrontar esta/s semana/ss que queda/n por delante para el lanzamiento de la nueva tienda. Si supero el ritmo de estos últimos meses, con puntilla en abril, a mí ya casi nada se me pone por delante. Sí, habéis sospechado bien: esta Semana Santa, una vez más, me la paso en casita trabajando. Para quienes me preguntáis cómo me las apaño para sacar todo adelante, ahí está la respuesta: echándole horas y ganas. No conozco otra fórmula :)

Y para terminar mi crónica, aquí van unas fotos del instagram precisamente del ajetreo de estos días en taller, estudio y almacén. Ya sabéis que allí voy contándoos lo que me traigo entre manos cada día.

Y mayo, y con él mi descanso añorado, ya está ahí…

(Vale, y ahora no me riñáis por ir de copilota con los pies en el salpicadero. Ya me han contado lo peligrosísimo que resulta si salta el airbag, pero en fin, un desliz lo tiene cualquiera…)

Yesterday my husband and I went to San Sebastian (a 4 hour car trip plus 4 more return) to bring some pieces of furniture and lighting to their new owners. I don’t usually bring the pieces myself as you can imagine :), but from time to time it is a unique ocassion to be with your other half and talk, sing, just be, and also to know new places and know some great people. And I enjoyed it so much. Here you have some photos from my instagram account. The two first are from yesterday. 

3 comentarios

  1. 14 abril 2014

    Uy, yo a mi churri no lo saco de casa a las 8:30 ni a patadas, con lo lento que es por las mañanas…

    Me encantan estas escapadas de un día, incluido ese momento piesecillos en la guantera ;)

  2. 14 abril 2014

    Esas escapadas son las mejores con tiempo para todo. Como te comprendo en lo de poder charlar … de lo que sea. Estoy deseando ver tus novedades. Un beso





Te recuerdo que está activada la MODERACIÓN de comentarios, única manera de librarnos de spam y trolls, así que es posible que tu comentario no sea publicado de forma inminente y tengas que ESPERAR UN POCO PARA VERLO. ¡Gracias por tu paciencia!

Bazar Vintage & Chic: piezas con historia y mobiliario nuevo personalizable

Han hablado de V&C